Noticias

01 NOV

Libros del KO: editorial del mes

Dedicamos el mes de noviembre a la editorial Libros del KO
Libros del KO: editorial del mes

Fariña (Libros del K.O., 2015), de Nacho Carretero, ya había vendido mucho antes de que la jueza Fontana ordenara el secuestro preventivo de las copias en circulación, hace hoy dos años largos, a petición del exalcalde José Alfredo Bea Gondar. Es decir, ni Carretero ni Libros del K.O. necesitaban publicidad extra para amortizar la conocida crónica acerca del narcotráfico en Galicia y, de hecho, la serie homónima de Atresmedia ya estaba en posproducción cuando comenzó el jaleo, pero, aun así, llegó el previsible «efecto Streisand»: las ventas se dispararon y, una vez hecha efectiva la retirada de ejemplares, se dispararon también los precios de segunda mano hasta que se revocó la orden, ya logrado el resultado opuesto al deseado por el exalcalde: ahora todo el mundo sabía quién era y que su nombre aparecía una y otra vez en un libro de investigación periodística sobre la cocaína que se había vuelto famosísimo.

Nos disculpamos ya, porque nuestra editorial del mes es muchísimo más que el ruido de fondo del Fariñagate, pero queríamos que, si alguien no la ubicaba aún, tuviera alguna referencia infalible. Libros del K.O. lleva funcionando desde 2011, y las líneas maestras de su catálogo han cambiado poco desde entonces. La editorial independiente se mueve en un terreno liminar que nos interesa mucho: el que ocupan, conviviendo y mezclándose, literatura y periodismo. La relación entre ambos géneros, separados por límites necesariamente difusos, tiene ya siglos de historia, pero la tendencia editorial libresca dominante, al menos en nuestro país, ha establecido algunas tendencias que a todos nos resultan familiares. En general hay tres opciones: o bien se publica una reunión de artículos de periodistas/escritores más o menos famosos (Umbral, Lindo, Millás…), o bien algún hecho social turbio cataliza el salto del autor de la prensa al libro (los GAL, Alcàsser...), o bien algún libro ya canónico de un periodista célebre entra en los catálogos de las editoriales de primera línea (pongamos por caso los de Kapuscinski o Hunter S. Thompson en Anagrama).

Libros del K.O. no es la única editorial española que se ha propuesto diluir estas convenciones tácitas, pero quizá sea la que lo ha hecho con más constancia y coherencia en los últimos años. Nueve colecciones principales estructuran su catálogo: Héroes y Villanos, Hooligans Ilustrados, Deportes, Crónica Latinoamericana, Crónica Negra, Internacional-Corresponsales, Escritura, Viajes, y Clásicos. Como se puede ver, aquí no se trata tanto de «inventar nada» como de darle una entidad más sólida y un aliento más duradero a textos que, de otro modo, seguramente quedarían apartados de librerías y bibliotecas. Hay crónica, hay libros de viajes, hay investigación y, sobre todo, dos cosas que aquí celebramos especialmente: hay mucho deporte (la colección bolsillera de Hooligans Ilustrados es un enternecedor muestrario de la pasión por el fútbol local), y hay un hueco importante para la América de habla hispana (en Crónica Latinoamericana se han publicado libros de investigación tan notables como Potosí, de Ander Izagirre, Cartas desde Zacatraz, de Roberto Valencia, o Estamos bien en el refugio los 33, de Francisco Peregil).

Las colecciones Viajes y Clásicos cumplen un poco con esa tradición más arraigada que decíamos antes, y allí están los nombres esperables: Julio Camba, Arthur Koestler, Josep Pla… Creemos que esto tiene un valor indiscutible, pero, sobre todo, nos gustaría que os asomarais al resto de sus propuestas, libros muy apegados al presente que serán, nos parece, fuentes valiosas también en el futuro; y, sobre todo, libros personales y agudos, escritos sin grandes ceremonias y con la frescura de un género que no tiene por qué quedar confinado, mayoritariamente, en la brevedad de periódicos y blogs. ¡Ah! Y, como los editores se califican, ellos mismos, de «radicalmente promiscuos» en materia de géneros, tienen también un blog inusitadamente vivo para una editorial de ahora.

«Todo va a salir mal, y nos parece estupendo», declaran quijotescamente en el «Quiénes somos» de su página web. Bueno: hagamos que se equivoquen un poco.

Volver a noticias